Raiju: la bestia del rayo de la mitología japonesa.
Mitología Japonesa

Raiju: la bestia del rayo de la mitología japonesa.

Episodio del podcast en el que exploramos los mitos relacionados con el Raiju, las bestias del trueno de la mitología japonesa

Escucha Raiju: la bestia del rayo de la mitología japonesa.

Imagina que eres un poblador del antiguo Japón, y tu pueblo, en el que habitan principalmente agricultores, no puede dar explicaciones claras sobre los diversos fenómenos naturales que asolan, en multiples ocasiones, los amplios campos de arroz.

Estas trabajando en el campo es un día bastante soleado, sin embargo, súbitamente, los rayos del sol se van perdiendo. Alzas la vista hacia el cielo y puedes ver como un conjunto de nubes negras se aproximan. A lo lejos divisas un destello de luz, y luego un estruendoso rugido, como si una bestial criatura gruñera en medio de los negros nubarrones.

Corres a refugiarte en tu casa sabes que es lo mejor en estos casos, enciendes un incienso y esperas que la noche caiga y el clima mejore, por la noche ya no se oyen los estruendosos ruidos, a la mañana siguiente podaras ver los destrozos que el vendaval a dejado en tu pueblo, seguro que algún dios se ha enojado por no cumplir con sus designios, pero ya tendrás tiempo para pensar en eso, te acuestas a dormir, y pides por que no pase nada más durante la noche, te acomodas en el suelo, pero antes proteges tu ombligo, una precaución bastante inteligente, sobre todo por que no sabes si los truenos vuelvan a aparecer…

La mitología japonesa esta llena de seres mágicos, muchos de ellos son representaciones de fuerzas naturales, otros una manera de explicar eventos que podrían resultar extraños a los ojos de los pobladores del antiguo Japón, uno de estoss seres es el Raiju, un yokai que constituye la encarnación de los rayos y truenos en forma animal, y de quien hablaremos en este, el primero de una serie de episodios, en los que exploraremos mitos sobre ciertas criaturas con forma de perro, derivadas de diversas mitologías y leyendas folclóricas de todo el mundo.

El tema de estos episodios, es una recomendación de Bianca Darancou, una oyente del podcast, a quien envío un gran saludo, y agradezco por la idea, que ha resultado bastante entretenida y me ha permitido explorar mitologías que quizá no había tenido en cuenta de manera previa, también aprovecho para recordarte que si tienes algún mito o leyenda que creas que deba abordar en el podcast puedes hacérmelo saber a través de las redes sociales, te dejo los enlaces en la descripción. Sin nada mas que añadir continuamos con el episodio.

Bienvenidos a Mitos y más, un espacio en el que cuento mitos, leyendas y folclore de todo el mundo, historias desarrolladas por diversas culturas, en las que dioses heroes, monstruos y humanos conviven, algunas increíblemente populares que seguramente has oido, pero que tiene trasfondo y orígenes que te sorprenderían, otras poco conocidas que probablemente no has escuchado, pero que tiene mucho que decir.

El Raiju es como dijimos la encarnación del rayo en forma animal, su nombre se puede traducir como bestia del trueno, y se describe como un ser de apariencia canina, en la mayoría de los casos como un lobo azul, que viaja en conjunto con los los rayos, si bien, esta forma, puede variar de manera notable según la fuente que se consulte, siendo los raijus retratados como perros, tejones, comadrejas e incluso gatos. Todos con grandes grandes garras que parece ser la característica más llamativa de estos seres.

La leyendas cuentan que el raiju, vive en el cielo, donde la mayoría del tiempo es un ser apacible y tranquilo, sin embargo la presencia de tormentas eléctricas los vuelve un seres extremadamente inquietos y bastante agresivos, en esos momentos bajan desde el cielo en conjunto con los rayos, rugiendo en medio de las tormentas, generando los truenos, y posteriormente saltando de árbol en árbol, entre los campos o incluso atacando edificios, causando destrucción en donde quiera que aterrizan.

Se cree que la evidencia más clara del paso de un Raiju son las marcas de sus afiladas garras, las cuales quedaban impresas en troncos de árboles y en madera de los edificios. Además se creía que si una persona se refugiaba debajo de un árbol durante una tormenta, corría el riesgo de ser atacada por un Raiju y morir en ese momento, e incluso algunas leyendas dicen, que estos seres pueden entrar a cualquier casa que no este protegida de la manera adecuada.

Con el fin de evitar que un raiju entrará en nuestra casa, lo que tenemos que hacer es colocar una malla de mosquitero en las entradas, es por ello que en las zonas donde las tormentas eléctricas, la mayoría de las casas tiene cubiertas sus entradas con mosquiteros para evitar la entrada de la bestia. Si además deseas tener aun más protección, podrías encender incienso, un aroma que la bestia no toleraba.

Se creía que los raijus eran enviados como una especie de castigo por los dioses, y es por ello que tras el atáque de un Raiju se debían tomar las medidas adecuadas para calmar el enojo del, o los dioses que había enviado el castigo.

A veces los raijus deseaban esconderse de los dioses, y en esos casos, usan los ombligos humanos como escondite de los furiosos dioses del trueno. Es por ello que existe una antigua superstición japonesa que dice que hay que cubrirse el ombligo cuando se oye un trueno. Con el fin de evitar que el raiju decida ocultarse en nuestro ombligo y luego sea buscado por algún dios enojado, temiendo el posible castigo que el dios pueda ejercer sobre nosotros.

A pesar de su naturaleza evasiva, y su capacidad destructiva, los raijus no era seres inmortales, es más, muchas leyendas narran, como estos seres mueren, son capturados y presentados en exhibiciones.

Una leyenda tradicional muy llamativa, cuenta que el samurai Tachibana Dōsetsu, una noche mientras se refugiaba de una tormenta bajo un árbol fue atacado por un rayo. A darse cuenta de que l rayo lo estaba yendo a atacar, el samurai desenvainó su espada justo a tiempo para poder golpear el rayo. Cuando el humo se despejó, había un raiju muerto en el suelo a su lado. Después, nombró a su espada Raikiri, o "cortador de rayos".

Las leyendas que rodean a los raijus, son un claro ejemplo del uso de los mitos como explicaciones fenómenos y eventos que no podían ser explicados de otra manera.

Pero estas costumbres han sido opacabas con el paso del tiempo, debido a la llegada de nuevos conocimientos, es por ello que los raijus han pasado de ser una de las criaturas sobrenaturales más conocidas y temidas del folclore japonés, a tener un papel menor en la mayoría de las tradiciones, cambio que esta en relación con los avances científicos dados durante los siglos XIX y XX.

En el Japón antiguo se creía que los rayos y otros desastres naturales eran obra de los dioses. Ya que sólo los dioses tenían el poder de sacudir la tierra y enviar fuego desde el cielo. Los relámpagos caen tan rápido y de forma tan aleatoria que es imposible observarlos. Pero tiene efectos claramente marcados: los terribles estruendos que sacuden la tierra, los extraños patrones de quemaduras en las cosas que golpean, y los incendios que provocan.

En el antiguo Japón, cuando los edificios eran todos de madera y estaban muy apretados, por lo tanto un solo rayo podía causar mucha destrucción. El daño causado por los rayos era indiscriminado - destruía todo, desde las chozas de los campesinos hasta los palacios imperiales. Por ende los rayos eran muy temidos y con razón por todos.

Durante el período de Edo, los “raijus reales” era atracciones de feria muy populares, estos consistían en restos momificados y taxiderminados de gatos, monos y perros, que se presentaban como raijus, que recorrían el país en exposiciones itinerantes. Los espectadores podían pagar unas pocas monedas para ver de cerca y con seguridad un raiju muerto en una vitrina de cristal.

Durante el período Meiji, la sociedad se transformó rápidamente debido al influjo de la ciencia y la tecnología extranjeras. Yokai como raiju fueron una de las primeras víctimas de esta modernización. Se desalentó activamente a la gente a aferrarse a las supersticiones porque se percibían como una vergüenza para el país. Los nuevos conocimientos sobre la electricidad y los rayos, y la invención del avión explicaron los rasgos más definitorios de raijū: su vida en el cielo que hasta entonces era inalcanzable y el poder divino del rayo. Una vez que esos misterios desaparecieron, el raijū no tuvo más poder sobre la imaginación de la gente, y así fue olvidado rápidamente.

Sin embargo y apesar de todo si cierras los ojos en una tarde tormenta es posible que puedas escuchar el rugido de algún raiju que clama por volver a vivir en la mente de las personas.

Fuentes consultadas:

  • Raluca, N. (2012). In search for chimeras: three hybrids of Japanese imagination. Cogito-Multidisciplinary research Journal, (02), 134-147.
  • Foster, M. D. (2015). The book of yokai: Mysterious creatures of Japanese folklore. University of California Press.
  • Matthew Meyer. Raiju en Yokai.com. http://yokai.com/raijuu/

Share Tweet Send
0 Comentarios
Cargando...