Jápeto y sus hijos: los titanes antecesores de la humanidad según los antiguos griegos.
Mitos de Europa

Jápeto y sus hijos: los titanes antecesores de la humanidad según los antiguos griegos.

En este episodio abordamos el mito de Jápeto, el titán considerado en conjunto con sus hijos Prometeo y Epimeteo, los antecesores de la humanidad.

Escucha "Jápeto el padre de la humanidad según los antiguos griegos".

Los antiguos griegos tenían una profunda preocupación por que sucedía después de la muerte, ya que contaban con una amplia gama de mitos ricamentre elaborados en la que se discutían el destino posterior a la muerte misma, pero que deidad era la que se encargaba de definir el final de la vida terrenal...

... en los mitos primigenios, los griegos consideraban a Japeto, uno de los titanes primordiales como la deidad encargada de definir el tiempo finito de cada una de las criaturas mortales que se encontraban en el universo. Y si bien las referencias mitológicas al titán salvo su presencia en los mitos más tempranos de los antiguos griegos, son escasas, es un personaje mitológico interesante tanto por su papel en la vida misma de los seres humanos, como por su descendencia que incluye a Atlas, Epimeteo, Prometeo y Menoecio. Y es de este Titán, de su progenie y de la luna de Saturno que lleva su nombre de quien hablaremos en este episodio.

Bienvenido a Mitos y Más un espacio en el que cuentos mitos y leyendas de todo el mundo, historias desarrolladas por diversas culturas, en las que monstruos, dioses y humanos, conviven, algunas ampliamente conocidas, aunque tal vez tengan matices que te sorprenderían, otras poco extendidas, pero que tienen mucho que decir.

¿Quién era Jápeto?

Japeto fue uno de los titanes primordiales que intervinieron en la castración de Urano, siendo el encargado de sujetar al cielo desde el Oeste, tras este episodio tomaron el control del universo y fueron posteriormente derrocados por los olímpicos, tras el fin de la batalla, Japeto fue uno de los titanes arrojados al Tártaro, un profundo pozo en donde fueron condenados por toda la eternidad…

…bueno quizá no toda la eternidad, ya que según Píndaro y Esquilo, los titanes finalmente pudieron obtener su libertad, todo ello debido a la clemencia de Zeus…

Japeto y sus tres hermanos que sujetaron al titán del cielo, pueden ser asociados con una representación de los pilares del cosmos de las antiguas visiones cosmogónicas del Oriente Próximo, cada uno localizado en un punto cardinal específico, Japeto en nuestro caso era considerado el pilar del Oeste, y este puesto seria posteriormente ocupado por su hijo Atlas.

También se creía que Japeto, cuyo nombre significa "el perforador" simbolizaba la mortalidad y la duración de la vida mortal, sobre todo la humana, ya que sus hijos Prometeo y Epimeteo son considerados los creadores de la humanidad y de todas las demás criaturas mortales.

Entonces Japeto puede ser considerado como la deidad que definio la duración de la vida mortal y determino la vida finita de cada una de las criaturas del univeros.

Ahora bien esto resulta interesante ya que por medio de esta acción lo podemos considerar como un dios del tiempo, y tiene sentido al ser hijo de Urano, la gran cúpula celestial que medía todo el tiempo.

Japeto es además considerado uno de los titanes más destructivos, y Homero lo describe en las profundidades del Tártaro sentado al lado de Cronos (el tiempo que todo lo devora).

Japeto estaba asociado con una deidad femenina de nombre Clímene, una deidad relacionada con la muerte por acciones gloriosas durante la vida, los dos compartían entonces una estrecha asociación con la muerte.

Pero no solo la muerte estaba asociada con esta pareja, ya que también podían actuar como dioses de la artesanía, el mismo hecho del nombre de Japeto, “el perforador, nos da una idea de su actividad extractiva, fundamental para el desarrollo de la artesanía, y Hefesto el gran dios de la forja también era llamado Climeno.

La mortalidad y la artesanía son temas que se relacionan con los mitos de dos de los hijos de Jápeto, Prometeo y Epimeteo, dioses que crearon criaturas mortales desde la arcilla.

Árbol genealógico del Titán Jápeto.
Árbol genealógico del Titán Jápeto.

Los hijos de Jápeto también fueron descritos como poseedores de algunos de los peores rasgos humanos, a nivel intelectual, Prometeo era demasiado astuto y, Epimeteo demasiado tonto, Atlas demasiado audaz, y Menecio demasiado arrogante y propenso a acciones precipitadas y violentas. Sus rasgos naturales llevaron a cada uno a su perdición. Jápeto y su familia eran considerados como los antepasados de la humanidad, una raza que heredó las peores cualidades de estos cuatro hijos: astutas intrigas, profunda estupidez, excesiva audacia y violencia precipitada.

Epímeteo el dios de la reflexión tardía

Epímeteo era considero el dios de la reflexión tardía y de las excusas. Fue a él y a su hermano Prometeo a los que se les dio la tarea de poblar la tierra con animales y hombres.

Epimeteo sin embargo al crear a los animales, termino por agotar de manera muy rápida el suministro de regalos que podían ser asignados a cada nuevo ser vivo, dejando a la obra maestra de Prometeo, la humanidad, completamente indefensa.

Como resultado de esto, su hermano se vio obligado a robar fuego del cielo para armarlos.

Zeus se enojo por este robo y como venganza ordenó la creación de Pandora, la primera mujer, como un medio para llevar el mal a la casa del hombre. A pesar de las advertencias de su hermano, Epimeteo la recibió felizmente como su novia, pero tan pronto como llegó y levantó la tapa de un frasco que los dioses le habían confiado, libero una plaga de daimones dañinos que habían sido enviados para molestar a la humanidad. Sólo la Esperanza se quedó atrás para socorrer a la desafortunada raza.

Prometeo

Prometeo considerado el dios de la previsión y el consejo astuto, recibió la tarea de de moldear a la humanidad de arcilla. Sin embargo los intentos de mejorar las vidas de su creación lo llevaron a entrar en conflicto con Zeus.

En primer lugar engañó a los dioses para que la mejor parte de los sacrificios se quedará con los hombres, lo que provocó la ira de Zeus, que retuvo el fuego como un objeto divino, al ver que su creación estaba sufriendo frío, robó el fuego del cielo y lo entregó a los mortales en un tallo de hinojo.

Prometeo entrega el fuego a la humanidad. Pintura de Heinrich Füger. Vía Wikimedia Commons.
Prometeo entrega el fuego a la humanidad. Pintura de Heinrich Füger. Vía Wikimedia Commons.

Como castigo por estos actos rebeldes, Zeus ordenó que Prometeo fuera atado a una hoguera en el monte Cáucaso, donde un águila estaba lista para alimentarse de su hígado, el sitio que sean los griegos contenía el alma, cada día, ya que este órgano se regeneraba. Varias generaciones más tarde el gran héroe griego Heracles liberaría al viejo Titán de su tortura.

Prometeo encadenado por Vulcano. Pintura de Dirck van Barburen. Vía Wikimedia Commons.
Prometeo encadenado por Vulcano. Pintura de Dirck van Barburen. Vía Wikimedia Commons.

Menecio

Menoecio es quizá el menos conocido de los hijos de Jápeto, era uno de los Titanes más jóvenes, y se considera que era el dios de la acción precipitada y la ira violenta. Zeus lo hizo estallar con un rayo en Erebo (el inframundo) debido a su arrogancia.

Atlas

Atlas y las Hespérides. Pintura de John Singer Sargent. Vía Wikimedia Commons.
Atlas y las Hespérides. Pintura de John Singer Sargent. Vía Wikimedia Commons.

Finalmente llegamos a Atlas era el Titán que sostenía el cielo en lo alto, y que encarnaba la capacidad de resistencia.

Atlas fue uno de los líderes de los Titanes en su guerra contra Zeus y después de su derrota fue condenado a llevar el cielo sobre sus hombros.

Aunque Atlas también fue considerado como el dios que instruyó a la humanidad en el arte de la astronomía, una herramienta que fue utilizada por los marineros en la navegación y los agricultores en la medición de las estaciones. Estos papeles a menudo se combinaban y Atlas se convertía en el dios que hace girar el cielo sobre su eje, haciendo girar las estrellas.

Heracles se encontró con el Titán durante su búsqueda de las Manzanas Doradas de las Hespérides. Aceptó tomar el cielo sobre sus hombros mientras Atlas traía las manzanas, además el héroe también mató al dragón de Hesperia, que en una pintura de un jarrón giergo antiguo, aparece como el torturador del Titán, final mente Heracles, construyó dos grandes pilares en los confines de la tierra, tal vez para aliviar al Titán de su trabajo.

En un mito tardío, Atlas fue transformado en la montaña pedregosa de Atlas por Perseo usando la cabeza de la Gorgona.

Jápeto la luna de Saturno

Jápeto la luna de Saturno vista desde la sonda Cassini. Vía NASA.
Jápeto la luna de Saturno vista desde la sonda Cassini. Vía NASA.

Ahora, la luna:

Como muchas de las lunas que orbitan Saturno, Jápeto está compuesto principalmente de hielo. Fue descubierta por Giovanni Domenico Cassini, en octubre de 1671, y su sonda homónima ha aumentado nuestro conocimiento de Japeto.

La luna contiene algunas de las cadenas montañosas más altas del sistema solar, algunas de las cuales se elevan a más de 19000 metros, lo que es más del doble de la altura del Monte Everest.

Sería Atlas capaz de sostener sobre sus hombros a esta gigantesca luna, o algún día, nosotros descendientes de Jápeto y su familia podremos pisarla, solo la astucia de Prometeo nos podría llevar hasta los confines del universo.

Hasta el próximo episodio, sigue mirando hacia arriba.

Fuentes consultadas

0 Comentarios
Cargando...